10/10/10

DICOTOMIOSIS ESPONTANEISIDA PRIMERA PARTE.-



LA FRESCURA DE LA NOCHE.-
La ilusión sin juguetes
de una mano reventada,
inútil, incompleta, afanosa
raída, amorfa, cercenada,
en el pecho fuerte, de roca
la traición esperada
con su ruin manipuleo
y su ponzoña amiga, esperada
y un queloide que se regocija
en medio de la espalda.

En el cráneo como lumbre
la potencia que desbasta
la energía que no cede,
la razón que no se apaga
porque aquellas ojerizas,
que me son cual salivadas,
no salvaron sin quemarse
el furor de mis corazas,
como el sereno nocturno
sobre la ardiente fogata,
como la carne mas roja
en mi calor abrasada,
o como innobles metales
en la presión de la fragua.

Noches en vilo verdugo
sin aguardar la mañana
llenando hojas en blanco,
esputándolas de palabras
que nunca fueron la mengua
de un alma desgarrada
más si alguna protesta,
alguna verdad desatada,
alguna belleza escondida
en las atroces miradas
que solo hurgan las grietas
donde clavarme sus dagas,
alguna estrofa de sangre
¡sangre de atroces batallas!
¡¡ha! noches que apuran cervezas
queman tabaco a mansalva!!
sin dolores, sin martirios
solo un pecho a mil balas.

Piernas que nunca se doblan
y que resisten la carga
de cruces propias y ajenas
y que jamás se retractan,
buscando siempre la cumbre
y sin soñar con las alas
¿donde, donde se esconde
quien supo ponerte trabas
que casi quiebran tus piernas
mas no lograron quebrarlas?
¡así marcho con la suerte
que me trae la borrasca!
entre el dolor que me agita
y amores perros que pasan,
chocándome con paredes
y levantando murallas,
asesinando grilletes
y con mi sola pujanza,
con la locura del ogro
que nunca ruega por nada,
¡¡pasión que arde en las fibras,
rigor y afecto de gárgola!!

¿Como hablar de tristezas
si el ojo mira y compara,
con precisión aritmética,
la más horrible canalla
y desde ahí lo mas bello?
¡¡la vil grandeza humana!!
pues cada madre sufriendo,
viviendo en cama, postrada
nos da una vida excelsa
de aquella hija que aguarda,
que esta sentada a su lado
y que por nada se aparta,
que sacrifica su belleza
y la osadía de su alma
sin desprenderse del labio
jamás la queja ganada
¡¡queja que muere en silencio
por la grandeza de su alma!!
¿como hablar de tristezas!
¿como sentarse a llorarla?
si por cada abuelo esperando
que se acerque la guadaña
hay un escudo esperando
y una espada afilada
y el sagaz sacrificio
que no espera más nada,
tan solo un gesto de antaño,
tan solo alguna palabra
de un alma que supo bien
desde el infierno arrancarla
¿como llorar, como hacerlo
si la belleza aquí es tanta?

C.M.S

Alma mia

Y mi alma cree inocentemente que tu alma aun la ama hay tanto dolor y hay tanto amor pero me pertenecen... de tu oscura presencia ...